Nuestros principios feministas sobre la participación

Este documento ha sido desarrollado por el Programa de Mujeres de APC como una guía de orientación interna y para eventos formativos en nuestras comunidades como las campañas de Dominemos la Tecnología (Take Back the Tech), los Intercambios Feministas de Tecnologías (Feminist Tech Exchanges) y las conversaciones sobre los Principios Feministas de Internet. Puedes encontrar una versión en PDF aquí.

Estos principios surgen a partir de la inquietud de motivar la creación de espacios feministas, tanto dentro como fuera de internet, facilitados de manera segura y divertida, cultivando los principios de diversidad, creatividad, inclusión y placer. Venimos de muchas comunidades, culturas y creencias. Acuerpamos una bella diversidad de realidades psíquicas, sociales y físicas. Generando espacios seguros y divertidos basados en los cuidados colectivos, damos lugar a una participación más cercana e implicada, profundizamos en el aprendizaje y estimulamos el crecimiento de movimientos y grupos dinámicos, conscientes y sensibles.

Estos son los principios que encuadran lo que valoramos y ponemos en práctica en los espacios y eventos que co-creamos.

  • Crea un espacio seguro para todas las participantes.

  • Ten respeto hacia las demás personas.

  • Mantén un espíritu colaborativo y participativo.

  • Reconoce y valora la diversidad.

  • Respeta la privacidad de las demás.

  • Toma consciencia de la diversidad lingüística.

  • Maneja de manera constructiva el desacuerdo.

  • Implementa políticas y prácticas de auto-cuidado y cuidado colectivo.

Principios de acción

signing_EN‧png

Crea un espacio seguro para todas las participantes

En la medida de lo posible, intenta conocer las participantes de antemano, por ejemplo, a través de un formulario en línea. Pregunta por las necesidades específicas que puedan tener como el acceso físico al espacio, requerimientos de alimentación o seguridad, ciertos miedos o reservas para viajar... Idealmente, el lugar de la actividad debería estar iluminado, ventilado y libre de ruidos, vigilancia e interferencia de personas ajenas. Durante el evento, anima a las participantes a abrirse sobre temas que puedan causarles angustia y a asumir la responsabilidad de avisar a quienes facilitan si sienten alguna incomodidad.

Ten respeto hacia las demás personas

Negocia con las participantes al inicio de la actividad sobre qué se necesita para generar un entorno respetuoso y enriquecedor. Alenta la escucha activa - damos nuestra plena atención hacia las demás personas. Reconoce que nuestros privilegios nos permiten tomar ciertas cosas por hecho - los cuerpos "normativamente funcionales y hábiles”1 no siempre se dan cuenta del capacitismo; las personas blancas no siempre se dan cuenta del racismo.

Nota al pie 1_ En ámbitos activistas angloparlantes, se emplea comúnmente el término “able-bodied”, literalmente traducido como “personas capaces”. En esta traducción se opta por "normativamente funcionales y hábiles" basándonos en el término "diversidad funcional", una auto-designación alternativa a "discapacidad física". Existe un amplio debate y discusión sobre las formas de nombrar en lenguas castellanas.

Mantén un espíritu colaborativo y participativo

Comparte abiertamente tus propias agendas y objetivos con las participantes. De cabida a procesos donde se negocian y se realizan acuerdos sobre las expectativas de todas las partes involucradas en el espacio -- por ejemplo, crear grupos más pequeños si algunas personas no se sienten cómodas hablando en plenaria. Contextualiza el aprendizaje en las realidades vividas de las mujeres y utiliza metodologías que priorizan las experiencias y voces de las participantes. Recuerda que todas tenemos algo que compartir y enseñar.

Reconoce y valora la diversidad

Considera los diferentes niveles de privilegio y múltiples identidades en el espacio. Asegúrate que la interseccionalidad no genere más sensación de exclusión sino que se perciba la diversidad de identidades y experiencias como una oportunidad para aprender, intercambiar y nutrir el espacio. Ayuda a las personas a darse cuenta que hablar sobre el capacitismo o racismo no es necesariamente un señalamiento hacia las personas con "cuerpos normativamente funcionales" o hacia las personas blancas como responsables de la discriminación sino una oportunidad para escuchar, reflexionar y explorar las formas sistémicas de discriminación.

Respeta la privacidad de las demás

Pide el consentimiento de todas las personas a la hora de tomar fotografías y anotaciones. En caso afirmativo, pregunta bajo qué atribución quieren aparecer en la documentación. Toma acuerdos sobre el uso (o el no uso) de plataformas de redes sociales. Crea colaborativamente un acuerdo de privacidad para la actividad. Si se va a hablar sobre temas sensibles como la violencia de género, el racismo, la homofobia y la transfobia, toma en cuenta que puede haber personas que no estén preparadas aún. No presiones a hablar de experiencias personales si observas que genera incomodidad o angustia. Asegúrate que haya una persona capacitada en la actividad para apoyar a las participantes que han vivido situaciones traumáticas.

Toma consciencia sobre el uso del lenguaje y la diversidad lingüística

Si es posible, ofrece interpretación o traducción. Como acuerdo, todas las personas deben intentar hablar despacio y nítidamente. Explica términos y acrónimos que no todo el mundo entiende. Pide a las personas de prestar atención sobre el lenguaje que utiliza y de evitar usar términos que puedan ser opresivos u ofensivos para las demás. Recuerda a las participantes que pueden compartir si se sienten ofendidas. Estas situaciones pueden ser oportunidades para aprender juntas. Los contenidos de las actividades pueden incluir tecnicismos o palabras que se consideren académicas y quizás no todo el mundo las conoce. ¡Desafiemos la tiranía de estos tecnicismos! Haz el esfuerzo de que los contenidos sean comprensibles y generen curiosidad. Pon énfasis en generar autonomía y control en la medida que las personas van entendiendo más y más sobre cómo funcionan las tecnologías.

Maneja de manera constructiva el desacuerdo

Actúa con buenas intenciones, de manera honesta y justa. Promueve la empatía y toma tiempo para rectificar cualquier desacuerdo, incomodidad o daño que pueda surgir a partir de nuestros comportamientos y lenguaje. Crea una atmósfera de apertura y facilita un espacio donde podamos pedir perdón y/o dar explicaciones si se consideran necesarias.

Implementa políticas y prácticas de auto-cuidado y cuidado colectivo

Visibiliza que el auto-cuidado es subjetivo y depende de quiénes somos y dónde estamos en nuestras vidas y contextos. El auto-cuidado y el cuidado colectivo se influencian e interactúan entre sí. Dedica un tiempo a respirar, conectar con nuestros cuerpos y corazones, a través del ritual o las prácticas corporales para liberar tensiones y ansiedades. Como persona que abre y cuida este espacio, toma consciencia e intenta despejar el estrés para que puedan involucrarse el grupo de manera plena en el espacio y el momento. Invita a las participantes a compartir prácticas de auto-cuidado.

Te animamos a leer la Política de Acoso Sexual de APC aquí APC_Sexual_Harassment_Policy_v5.1_June_2016.pdf (en inglès)

Regresa a la página de inicio de FTX: Reboot de Seguridad

image-1605452256072.png